Apple, o cómo el marketing salva el producto

Si te preguntara cuántos Nexus 6 has visto en la última semana en la calle, tu respuesta probablemente sería «¿qué es un Nexus 6?». Sin embargo, si te preguntara cuántos iPhone 6 has visto últimamente sí sabrías de lo que hablo, ¿no?
El Nexus 6 es el último teléfono de Google, como su propio nombre indica, perteneciente a la gama Nexus. Son teléfonos que vienen con Android puro tal y como Google lo hace, sin ninguna modificación como puede ser Touchwiz de Samsung, Sense de HTC o Emotion UI de Huawei. Dado esto, son los terminales que suelen recibir actualizaciones durante más tiempo y también los que se actualizan más rápido a nuevas versiones de Android. Sin embargo, no es esto de lo que quería hablar. Los Nexus durante un tiempo (Nexus 4 y Nexus 5) se caracterizaron por ser grandes terminales a un precio reducido, lo que les dotó de gran popularidad. Sin embargo, y sin que nadie acabe de entender por qué ocurrió, este año algo cambió: el Nexus 6 salió a la venta a un precio más alto de lo habitual, 649 dólares en Estados Unidos. Este precio, si bien no está lejos de los gama alta actuales, dista muchísimo de los 349$ a los que salió a la venta el Nexus 4, dos año antes, precio que se repetiría con el Nexus 5. Nadie realmente ha entendido la estrategia que ha tomado Google, pues los Nexus siempre se han considerado como grandes terminales pero con menos publicidad y orientados a un público más selecto, un público al que generalmente le gusta «cacharrear» con el móvil (quien esté dentro de este «mundo» entenderá a lo que me refiero; ROMs, la maravillosa solución MultiROM, y un largo etcétera). De hecho, es el motivo de que este Nexus 6 no haya vendido tanto, al fin y al cabo; si tenemos un dispositivo con poca publicidad que la mayoría de gente (me refiero a aquellos que no sigan de cerca la tecnología) conocía por ser barato, y pierde esta última característica, tenemos un teléfono del montón; al menos a los ojos de la mayoría de usuarios, de aquellos a los que tener «la última versión de Android», «CyanogenMod con menos errores» o «multiboot» les da igual.

 

En cuanto al Nexus 6 no podemos decir que sea un mal teléfono, dejo aquí las especificaciones:

Nexus 6
Concepto Especificación
SoC Qualcomm Snapdragon 805
Velocidad CPU 2.5GHz
Arquitectura ARMv7 32bits. Krait 405
GPU Adreno 420
RAM 3GB LPDDR3
Cámara 13 Megapíxeles sensor Sony Exmor. Estabilización óptica (OIS). 2 Megapíxeles frontal.
Batería 3220mAh. Soporte carga inalámbrica (Qi)
Pantalla 5.96" – 2560x1440px 493ppi
Conectividad LTE – WiFi a/b/g/n/ac – Bluetooth 4.1 – NFC
Pero tampoco podemos decir que sea el teléfono sorprendente que fuera sus predecesores, y menos aun por el precio. El hecho de que a día de hoy un teléfono que se vende como gama alta, y se comercializa a precio de tal, no traiga un procesador de la nueva gama de ARM-v8a, un nuevo set de instrucciones es raro cuanto menos. Pero aun así, dejando especificaciones técnicas a un lado, continuemos.

 

El Nexus 6 no fue un mal terminal, simplemente podemos decir que en comparación con sus predecesores fue un terminal mediocre, y por tanto, ha vendido menos. A estas alturas del artículo probablemente estés preguntándote «¿este artículo no iba de Apple?», y sí, de ello trata. Vamos con ella.

 

Apple y su revolución: ¡funciona!

Presentación iPhone, 2007
Presentación iPhone, 2007

 

Nos remontamos algo atrás, a la época del iPhone 2G, el primer iPhone, presentado allá por el 2007. Steve Jobs, el 9 de enero de ese año, presentaba el que sería un producto que revolucionaría la tecnología móvil. Hasta tal punto que descolocó a todos sus competidores, al césar lo que es del césar, y Apple presentó algo que la competencia no estaba preparada para igualar y que, de hecho, ni esperaban.

Steve Jobs subía al escenario y demostraba cómo tenía un producto que nadie había imaginado, mezclaba el iPod, el teléfono e Internet (nada de apps todavía, no nos adelantemos) en un solo dispositivo. Probablemente preguntarás, ¿no había ningún producto similar? La respuesta es sí, existía, y de hecho más completo. Se llamaba Windows Mobile, Blackberry y Symbian (entre otros). Más allá de Windows Phone, que fue una reinvención completa de Windows Mobile, poco tienen que ver entre ellos, todos los demás han desaparecido. En esta época teníamos pantallas resistivas (aquellas con un lápiz, pero uno que no tiene nada que ver con la maravilla de lápiz Wacom que traen teléfonos como los Note a día de hoy), procesadores ARMv5 (vamos por ARMv8a) y unos «enormes» 256 MB de RAM.

 

Windows Mobile 5
Windows Mobile 5

La imagen que hay a la izquierda es uno de los principales competidores de iOS en el momento de su lanzamiento, Windows Mobile 5. Se aprecia como la interfaz es muy poco usable con un dedo y se requiere del uso de lápices de punta pequeña (fíjate en el tamaño tan pequeño que tienen algunos elementos). Mejor no hablamos de cómo era navegar en internet en estos dispositivos con estándares medianamente establecidos ya en 2007, para empezar, ólvidate de zoom con dos dedos ya que la pantalla era resistiva y no detectaba más de un punto. Olvídate también de la fluídez que tienen los teléfonos actuales, y de tener varias pestañas abiertas, que en 256MB de RAM cabe lo que cabe, no más.

De Symbian y Blackberry no hablaremos, pero vamos, todos conocemos qué fue de ellos, desaparecieron tras fracasar estrepitosamente en su lucha contra el iPhone, posteriormente Android, y un cada vez más decadente Windows Mobile (por aquel entonces). Symbian podemos considerarlo prácticamente desaparecido ya, y Blackberry intenta «respirar» con lo que pueda, en parte portando aplicaciones a Android e iOS y en parte mostrando nuevos dispositivos que al final ejecutan aplicaciones de Android dada la falta de desarrolladores interesados en hacer apps para Blackberry (hablo de las nuevas con BB OS 10, la Z10, Q10, Passport…).

Android no existía más que como producto de desarrollo interno, y no sería presentado durante un tiempo. En parte porque el «esquema» que tenían en Google era tan distinto del de Apple (y a la vez peor) que tuvieron que rehacer gran parte del sistema para adaptarse a lo que acabaría convirtiéndose en un standard, y es que a día de hoy se nos ocurre tener un teléfono sin… ¿WiFi? ¿Pantalla táctil con soporte para más de un dedo? ¿Navegador de Internet rápido?, y un largo etcétera.

Los iPhone se fueron haciendo más fuerte mientras que las carencias de Windows Mobile, Symbian, Blackberry y otros sistemas que fueron apareciendo como Bada, fueron siendo cada vez más evidentes, siendo una de las características que acabó con ellos la introducción de la Appstore con iOS 2.0 (aunque por aquel entonces se llamaba iPhone OS 2.0)

 

Apple y su revolución: ¡funciona! … aunque no siempre

Podría seguir hablando de cosas en las que Apple haya innovado en el sector móvil si no fuera porque pocas más quedan. Sí, fueron de los primeros en introducir pantallas HiDPI (alta resolución), ¡ah! no, que según ellos se llaman Retina… Este, junto muchos otros, no es más que una invención comercial «revolución» de las que crea Apple.

Sí, también fueron de los primeros en introducir un lector de huellas en el móvil, detrás de Motorola, aunque es cierto que la solución de Apple era mejor.

Motorola Atrix 4G
Motorola Atrix 4G

 

¿Cómo, que Apple no inventó la resolución Retina? No. Ni de lejos. Lo que Apple llama resolución «Retina» no es más que una forma comercial de llamar a una pantalla HiDPI (High DPI, o altos píxeles por pulgadas, por sus siglas en inglés, High Dots Per Inch).

¿Tampoco inventó el Touch ID? No. Tampoco. Touch ID no es más que otro nombre comercial de Apple para un lector de huellas en un teléfono, solución que ya Motorola había implementado en el Atrix 4G. Si bien es cierto que la implementación de Apple superaba a aquella de Motorola, ahora hay fabricantes como Qualcomm que han mejorado la de Apple (permitiendo, por ejemplo, leer la huella aunque el dedo esté sucio)

Podríamos continuar la lista con nombres como Handoff, ForceTouch, Magic Mouse, Magic Trackpad… ¿sigo?

Esto no quiere decir que sean malos productos, solo que no son revoluciones de Apple, es tecnología meramente renombrada a algo más comercial… Porque si te digo que un móvil tiene una pantalla XXHDPI no queda tan bien como que te diga que tiene «Resolución Retina», ¿no?

Apple, o como el marketing salva un producto mediocre

El caso del Nexus 6 que presenté antes no es más que el mismo caso que ocurre con Apple todos los años, uno tras otro, presentan un producto nuevo. ¿Malo? No, ni de lejos, sería un despropósito decir que el iPhone sea un mal producto. ¿Innovador? Tampoco.

 

Tenemos productos como el iPhone 6, que obviamente no podemos decir que sea un mal teléfono, pero ¿vale lo que cuesta?… Es una pregunta compleja, por lo general ningún teléfono vale lo que cuesta ya que los fabricantes aprovechan el «furor» que hay por estos dispositivos para subir el precio desorbitadamente; pero en el caso del iPhone esto ocurre de manera aun más acentuada.

Tenemos hardware propio de hace un par de años a precio de hardware actual. Sí, sé lo que me vas a decir, iOS está súper optimizado y no necesita tanto hardware. Si bien es verdad, podría entender esto (y tampoco completamente) en el apartado CPU, pero ni de lejos en GPU y RAM. Tienes un móvil con un mísero GB de RAM cuando su competencia, al mismo o incluso inferior precio viene con, al menos, dos y tres. Y en cuanto a RAM no hay argumento que valga, la memoria es la memoria; da igual cómo de optimizado esté tu sistema, la memoria se llena y cuanta menos tengas, antes se llenará y el sistema tendrá que recurrir a cerrar aplicaciones que hace más tiempo que no usas (o al menos a hacer swapping, pero no hablaremos de esta técnica pues queda fuera del ámbito de este artículo). Pongamos un ejemplo, el navegador web; una de las aplicaciones más utilizadas al día en un teléfono. Una web cuando entras carga imágenes, vídeos y texto, aquí no importa que tu sistema esté optimizado, la web tiene una serie de archivos (las propias imágenes, vídeos y texto) que ocupan un tamaño en memoria. Pongo un ejemplo, Google Chrome en mi ordenador, desde donde estoy escribiendo ahora. Es cierto que tengo muchas pestañas abiertas (17 exactamente), a continuación pongo una imagen de la RAM que está consumiendo en mi portátil:

RAM
RAM

Me imagino que no tienes ganas de sumar la RAM usada por cada proceso, no te preocupes, ya lo he hecho yo. Da un total de 1409564 KB, o lo que es lo mismo, 1.34 GB de RAM usada (aproximadamente). Sin embargo, no nos fijemos en el total pues es una barbaridad tener abiertas 17 pestañas en un móvil, mira como algunos de los procesos gasta entre 50 y 60 MB, otros sobre los 260 MB. 260 MB sobre un total de 8GB de RAM que tiene mi portátil es una cifra despreciable, pero imagina que abres 3 pestañas en el móvil y ocupan 50MB, 100MB y 250MB, ya has usado 400MB de RAM solo con el navegador, es decir, el 40% de la memoria del teléfono. ¿Qué ocurre cuando se acaba? Pues que tiene que recurrir a cerrar apps, con lo que cuando las vuelvas a abrir tardarán más en abrirse y probablemente pierdas parte de lo que estuvieras haciendo con ellas. 400MB en un navegador no es una cifra desorbitada, pero claro, es el 40% de la memoria de un iPhone, a lo que hay que sumarle la memoria que el sistema tiene que reservarse para sí mismo (por muy optimizado que esté iOS necesita memoria) y memoria reservada a hardware, cada vez el porcentaje de RAM libre que nos queda va bajando.

Y piensa que este no es un caso tan extremo, en un móvil actividades comunes como escuchar música por streaming (Spotify por ejemplo), usar WhatsApp y leer algo en internet pueden (y suelen) hacerse a la vez.

Por cierto, iOS no tiene multitarea real, todo sea dicho. ¿Cómo es posible?. iOS no ejecuta directamente varias aplicaciones al mismo tiempo, como sí hacen sus competidores, salvo en muy contados casos. Esto permite a veces tener una duración mayor de la batería si el usuario se olvida de cerrarlas, pero también restringe mucho qué se puede o no se puede hacer, pues al final no hay una posibilidad de tener varias aplicaciones realmente abiertas, ya que una vez pasan a segundo plano son «hibernadas».

Sí, cuando se acabe la RAM el móvil se volverá ligeramente más lento y las aplicaciones tardarán más en abrir, teniendo que recurrir a cerrar aquellas que hace más tiempo que no usas. No es un problema drástico, pero ya que pago 600-800€ o incluso más por un teléfono, qué menos que tenga una cantidad decente de RAM, ¿no?

Lo mismo ocurre con la CPU, doble núcleo, con la GPU (unidad de procesamiento gráfico) y con la cámara. La cámara es uno de los aspectos más controvertidos del iPhone y en el que sus defensores más extremos más énfasis ponen. El iPhone tiene una cámara sobresaliente, es cierto, pero no mejor que la de otros móviles. Al final el sensor del iPhone no es más que un IMX fabricado por Sony (Sony Exmor R/RS), mismos sensores que a los que tienen acceso otros fabricantes, así que este argumento no vale tampoco. La resolución de 8 megapíxeles se antoja corta en 2015, donde vemos terminales de 13, 15, 20 incluso 41 megapíxeles (el Lumia 1020). No entraré en el tópico de que «más megapíxeles hacen mejor una foto» porque es falso, pero sí que se puede tener una cámara buena y con más megapíxeles para permitir hacer más zoom por ejemplo. Creo que pagando lo que se paga gana uno el derecho a pedir lo último.

El iPhone 6, igual que el Nexus 6, es un producto mediocre. Un producto que no ofrece lo que cabría esperar por su precio. Un producto que ofrece características que tenían los otros teléfonos hace años y que ahora Apple trata de vender como «revolucionarias», ¿qué características son estas? Enumero algunas: Pantalla más grande, lector de huellas, pantalla de alta resolución, cuerpo delgado e infinidad de características de Software. Y no son pocos los usuarios que se dan cuenta de esto, fijémonos en esta imagen creada por un usuario de Internet haciendo referencia a cómo el iPhone 6/6plus iguala a un móvil Android de 2012 (el Nexus 4). De hecho el usuario fue bastante benevolente, ya que hay teléfonos de 2011 con las mismas características.

Usuarios de Apple, ¡bienvenidos a 2012!
Usuarios de Apple, ¡bienvenidos a 2012!

Otras características que móviles de la competencia tienen, como resistencia a agua, capacidad de actuar como mando a distancia de televisiones y otros dispositivos, más de una app en pantalla, botones de navegación que se ocultan, etc… directamente son impensables.

El Software

De Software mejor no hablemos. Directamente, así lo digo. Mejor no toquemos este asunto. Solo daré una cifra, características que llevan disponibles en Android desde 1.5 (Cupcake), introducido en abril de 2009, llegaron al iPhone en septiembre de 2014, más de 5 años después. ¿De qué características hablo? De los teclados de terceros y los Widgets. Otras características como las notificaciones con acciones llevan en Android desde la 4.2 (Jelly Bean), introducida en noviembre de 2012. Hay que ver como «innova» Apple, ¿eh?

Que repito, no es mal sistema operativo, pero de innovación tiene poco o nada. Lo tuvo en sus primeras versiones, iOS (o iPhone OS) 3.0 trajo cosas nuevas de cara al usuario. Desde ahí solamente se han limitado a coger características que tienen otros sistemas operativos. iOS 3 trajo características nuevas e innovadoras, algunas de las cuales Android sí tenía, y otras que sorprendieron y fueron bien recibidas, y hasta aquí llegó la innovación de verdad. Lo que no quita que para desarrolladores sí introduzcan novedades, nuevas funciones del sistema, nuevos motores de renderizado… faltaría más que no lo hicieran, si no directamente podríamos decir que salvo los nuevos iconos seguíamos en iOS 3.

Características de software que Android sí tiene como más de una app a la vez en pantalla o la capacidad de seleccionar la app por defecto que quieres usar para algo (por ejemplo, qué navegador abrir si pulsas sobre un enlace) ni siquiera existen en iOS.

¿Dices esto de verdad?

Sí. Completamente. A modo de resumen, el iPhone es un producto simplemente mediocre. Un producto que trae características existentes en sus competidores desde hace años, y por puro marketing, consigue atención mediática.

Es innegable la calidad de los impresionantes anuncios de Apple, anuncios que saben atraer al consumidor y que consiguen, en ocasiones, tocar el lado más sensible y emotivo de la persona y que consiguen impresionar a todos. Es un caso, como ya puse, de cómo el marketing salva el producto.

Apple y sus fans

Las preocupaciones

Si hay una cosa buena que tiene Apple y que resulta incluso divertido de ver, son sus fans incondicionales, más conocidos como fanboys. Los Fans de Apple están preparados para defender a Apple tengan lo que tengan que hacer, dando argumentos en todo, sean estos verdad o no. Uno de los casos recientes que más gracia me ha hecho fue un caso en el que se comentaba cómo las ventas del iPad estaban bajando. Cito, textualmente, lo que dicen en Applesfera, sacado de: http://www.applesfera.com/ipad/para-tim-cook-el-descenso-en-ventas-del-ipad-es-solo-un-bache

 

Los motivos pueden ser varios, pero Tim Cook ha comentado en una entrevista a Re/Code que no hay nada por lo que alarmarse:

 

«No hay nada por lo que alarmarse». Obviamente no hay nada por lo que alarmarse. La mayoría de fans incondicionales de la marca convierten los intereses de una mera compañía en los suyos propios. En mi caso, por ejemplo, admiro muchísimo lo que ha presentado Microsoft en el evento Build acontecido hace unos días pero no digo que «esté feliz por la subida de ventas que tendrán». Es una compañía, ellos no se preocupan de ti, no tienes intereses comunes con ellos.

Casos como estos ocurren en webs de fans incondicionales de la marca cada poco tiempo, no citaré más casos porque no es la idea, pero basta con buscar un poco.

El Galaxy Note

Muchos fans de Apple sostenían, hace años, que con el Galaxy Note parecía que «hablabas con una tostada en la cara», es la época en el que el iPhone era de 3.5 pulgadas (el Note 1 era de 5.3). Criticaban repetidamente tener una pantalla tan grande, decían que era un tablet, que no era utilizable, y que el tamaño perfecto eran las 3 pulgadas y media de su iPhone.

When using the Galaxy Note, you may have looked “like you’re talking into a piece of toast.”

Sin embargo, los mismos fans de Apple se emocionaron al ver la salida del iPhone 6 plus y lo vieron como una gran «innovación», hasta tal punto que las ventas del teléfono de Apple subieron bastante. Hipocresía en estado puro.

El tamaño de pantalla

Es cierto que las ideas de los fans de Apple no parecen estar claras. Hace unos años, el tamaño de pantalla «ideal» eran 3.5 pulgadas porque «el pulgar podía llegar a la esquina opuesta de la pantalla mientras todavía sostenías el móvil con una mano». Para todos los fans de Apple, todo lo que estuviera por encima de este tamaño era un «tablet» y algo «inusable». Hasta que llegó el iPhone 5. Con la llegada del iPhone 5, Apple subió a las 4 pulgadas el tamaño de la pantalla. Los fans argumentaron entonces que dado el factor de forma del teléfono (muy alargado) seguía siendo un buen tamaño. Véase el siguiente artículo, sacado de: http://www.qore.com/noticias/1009/Apple-dimos-con-iPhone-5-al-tamano-ideal-de-pantalla

¿En qué quedamos?
¿En qué quedamos?

¿En qué quedamos? Y, sobre todo, ¿qué pasa con los nuevos iPhone 6 y 6 plus? de 4.7 pulgadas el más pequeño. ¿Qué ocurre, Apple? ¿Cambian los ideales? Todas las compañías cambian de opinión, y es legítimo, pero no sostengas con tal fuerza que tu idea es la perfecta y que los demás están equivocados si al final hasta tú mismo sabes que acabarás cediendo.

La Surface y el iPad Pro

Hace unos pocos años, 2012, en Applesfera veíamos este artículo:

Más hipocresía
Más hipocresía

Cómo no, los comentarios se llenaron de odio hacia el dispositivo de Microsoft, que a la larga ha resultado ser una buena idea. Ver los siguientes ejemplos:

Screenshot_51

Son comentarios marcados como Brillante e Interesante, es decir, que una gran cantidad de usuarios estaba de acuerdo con ellos. Sin embargo, ahora que se rumorea que Apple podría lanzar un iPad Pro, de mayor diagonal de pantalla y con OS X las ideas han cambiado, ahora sí interesa tener lo que el usuario del comentario inferior marcaba como chorrada. Queda clara la estabilidad ideológica de los usuarios más adeptos a Apple, sus intereses cambian según lo hacen los de la compañía de la manzana. Ahora aparecen muchos artículos tratando un equivalente en Apple a la Surface Pro y, sin embargo, no se critica.

con tanta chorrada.. a mejorar otras cosas.

Espero que os haya gustado el artículo y que ningún fan (normal, no todos los fans tienen que ser extremos) de Apple me odie ahora mismo 🙂

Compartir:

9 comentarios sobre “Apple, o cómo el marketing salva el producto

  • el 12 mayo, 2015 a las 21:57
    Permalink

    Vaya debate más interesante. Espero que algún alumno más comente la noticia dado el nivel que tiene tanto el artículo como los comentarios.

  • el 12 mayo, 2015 a las 21:54
    Permalink

    Hola, efectivamente estoy de acuerdo en lo que dices. Efectivamente 1 giga de RAM es más que suficiente, si yo mismo decía hace tiempo que la escalada sin control que estamos teniendo en hardware no tiene lógica. Al final la gente acaba con 8 núcleos, 3 GB de RAM y una gráfica más potente que la de algunos ordenadores para ver Facebook y leer mensajes de WhatsApp. De hecho es el motivo por el que no entiendo el furor de mucha gente (que es completamente respetable, pero al final es un poco de desperdicio) de gastarse 500-700€ en un móvil que van a usar para leer solo whatsapp o similares y no le van a dar un uso más intensivo. Pero claro, la publicidad vende. Como pasó con las cámaras digitales, eso de «Esta tiene más megapixeles, esta es mejor» y no siempre es así. Pero claro, si pagas lo que pagas creo que puedes esperar tener lo último. No digo, ni mucho menos, que hardware más modesto sea malo, un Snapdragon 200 y 768MB de RAM da muchísimo de sí, ni nos imaginemos el Snapdragon 400 y el giga de RAM que tiene un Moto G. Pero claro, la diferencia es el precio.

    En cuanto a la surface sí que te puedo decir que estoy encantado con ella, ha sido una de las mejores compras que he hecho, vino con un fallo y digamos que Microsoft no lo hizo especialmente bien para arreglarla, así que tras unos cuantos envíos me pasaron de una Surface Pro 1 de 64GB a una Surface Pro 2 de 128GB gratis. Muy muy contento 🙂 Es una máquina impresionante .

    La llegada de los 64 bits es no imprescindible pero sí interesante para muchas cosas, sobre todo porque viene acompañada de un nuevo set de instrucciones (ARMv8a). Queda ver qué hace apple en el WWDC, Microsoft es la única que ha mostrado sus cartas para este año ya en el Build y me ha impresionado (no sé si habrás visto Continuum for Phones, si no, te recomiendo que lo mires, increíble. Al final es lo que proponía Ubuntu con su Ubuntu edge pero llevado a la práctica).

    Claro que las empresas compran a otras y de hecho es la base de cómo funciona todo el sistema a día de hoy. Pero claro, Facebook no dice «Inventamos las gafas de realidad virtual», o Microsoft no dice «Inventamos los Lumia». Es más un problema de aptitud, de cómo promocionas las cosas. Y Apple se quiere atribuir méritos que no se han ganado de forma legítima.

    Un saludo y gracias por el comentario 😉
    Te invito, si quieres claro, a que escribas un artículo relacionado con la tecnología, que se nota que te gusta mucho 🙂

    • el 13 mayo, 2015 a las 21:50
      Permalink

      Hola Pablo
      Estoy totalmente de acuerdo con lo que un snapdragon 200 y 768 MB de ram son totalmente válidos para tareas de uso cotidiano (como ocurre con el moto e de 1*generacion),sigo sin entender a empresas como asus o mediatek que trabajan con 4 GB de ram o procesadores de 10 núcleos,ya que la única ventaja que veo es la de poder ver mejores especificaciones en la gama media y a un precio mucho menor, y es que la grandes empresas»tiran de números» para justificar sus altos precios .Hablando de cámaras , podemos ver como la del iPhone con tan «solo 8 megapixeles» gana a la mayoría de su competencia los cuales equipan sensores Sony(como la empresa de la manzana) con el doble de megapixeles y con el «numerito» grabado en la parte de atrás como si nos fuese a olvidar ese número maldito.
      Estoy siguiendo continuum for phones desde que se anunció en la BUiLD ( estoy muy atento a los avances que presenta Microsoft desde que pude «revivir» con Windows 10 un portátil del 2006 que presentaba el famoso pantallazo azul ) el cual gracias a su optimización me dio muy buenos resultados. El único inconveniente que le veo a continuum es el que se necesitará un hardware mayor para poder optar a esta función.Por el momento creo que Microsoft está siendo la mejor empresa de este año gracias a sus actos como por ejemplo la de escuchar a su comunidad con el programa ‘Windows insider’ o la de regalar la siguiente versión del sistema operativo.
      Para terminar con el debate del marketing me gustaría decirte que Apple nunca ha dicho que ellos han inventado el sensor de huella dactilar(es un ejemplo)sino que lo han adaptado al teléfono para complementar el smartphone y es que me he visto todas las conferencias de Apple desde el 2012 y nunca he escuchado eso de inventar.
      Un saludo
      PD: no dudes que cuando encuentre un tema lo suficientemente interesante redacte un artículo sobre ello

      • el 13 mayo, 2015 a las 22:00
        Permalink

        Hola Daniel, en cuanto a lo de los números tienes toda la razón. Estamos en un ciclo de subir potencia por subirla. Recuerdo cuando salió el LG 2x con su doble núcleo (un SoC Tegra 2 que a día de hoy nos daría algo) que me impresionó un móvil con 2 núcleos!! Y ahora vamos por 10 (MediaTek y Qualcomm los primeros). Con dos vas sobrado, con cuatro ni para qué decir, imagina 8 o 10. Al menos algunos fabricantes como Qualcomm y Samsung (los Exynos) están metiendo la arquitectura Big.Little que es 4+4, de tal forma que hay 4 núcleos «menos» potentes (aun así potentes de sobra) y otros 4 más potentes, y se activan para a la vez ahorrar batería y dar mayor rendimiento.

        La cámara del iPhone no creo que sea superior que la de otros teléfonos de gama alta de otros fabricantes. Es superior, sin duda, a la de los HTC que con su «Ultrapíxel» (forma comercial de llamar a una cámara con 4 – sí, cuatro- megapíxeles) y su mal postprocesado, pero el S6, Note4, Nexus 6, G2-G4 lo han hecho muy bien. En el caso de los Sony Xperia es irónico, porque parece ser que llevando las mismas cámaras que los demás lo hacen peor por un mal software de Sony.

        El caso de lo de las huellas claro que Apple no lo ha dicho «propiamente» pero leyendo en internet ves como las webs que tratan de apple (ejemplo más claro es applesfera.com y bgr.com) lo dan por hecho que es así, e incluso apple no lo dice directamente pero en muchos de sus anuncios hacen frases con alusiones a esto. Un caso que me hizo mucha gracia fue con el iPhone 5C. En Applesfera llevaban años criticando a Samsung por usar plástico (que a mí me parece un buen material, es resistente). Salió el 5C con lo que Apple llamó «Plastic Perfected» y en applesfera ya no se quejaban, ¡al revés! Era «ideal». Por eso me hizo tanta gracia lo que dijo Nokia (http://www.technobuffalo.com/wp-content/uploads/2013/09/nokia-mocks-apple.png)

        Microsoft yo también creo que este año lo está haciendo increíblemente bien, Satya Nadella ha sabido modernizar el Microsoft de Ballmer (que me hacía mucha gracia ese hombre, pero estaba algo fuera de su época ya).

        Espero ese artículo con muchas ganas 😉

      • el 14 mayo, 2015 a las 22:10
        Permalink

        Hola Pablo
        La característica big.little está muy bien aunque le veo el defecto el cuál es no poder ser manual , en ese aspecto me gustaría controlar los núcleos que utilizo , y es que como dices con dos núcleos tienes de sobras .
        Yo como «ex-fanboy de Apple»intento hacer el menor caso posible a blogs como applesfera ,los cuales manipulan hasta límites insospechados .Cuando lanzaron el iPhone 5C dijeron que lo que era nuevo era la forma de tratar el plástico (totalmente mentira) , ya que como tu dices lo llevaba utilizando Samsung desde hace bastante tiempo.En general ese smartphone fue un chiste , especificaciones antiguas ,mal diseño ( prefiero el plástico tipo mate) y con un precio excesivamente caro para lo que ofrece .
        Respecto a las cámaras creo que el iPhone puede ganar a smartphones como el nexus 6,Lg G3 o note 4 en ámbitos de bastante luminosidad, por supuesto es superado por el S6 o el G4 . No hablo directamente de HTC ya que está sufriendo una enorme crisis por culpa de sus decisiones (una de ellas es la tecnología «ultrapixel») y que a pesar de tener una gran capa de personalización ( para mi superior a touchwiz por ejemplo) no han conseguido llegar al gran consumidor .
        Un saludo

  • el 12 mayo, 2015 a las 20:04
    Permalink

    Buenas tardes Pablo, primero me gustaría felicitarte por tu artículo,me gustó el argumento general pero estoy desacuerdo con algunos aspectos de él.
    Primero de todo es con el fracaso del nexus 6 , un teléfono que ya venía “desfasado”con un procesador de 32bits cuando otros teléfonos de similares características que se comercializaron a tiempo semejo como el note 4 salieron con cpu’s con el doble de bits,otro motivo además del precio fue el excesivo tamaño de pantalla(no digo que cuatro sea perfecta) que es algo que a muchos usuarios le tira para atrás además que tiene algunos fallos en la cámara y en la batería
    Luego en segundo aspecto quería discutirte sobre la filosofía de Apple es cual no es inventa sino reinventar(algo que dijo steve jobs en su biografía) ,gracias a esto , cada vez vemos más gente utilizando los nuevos sistema de pagos NFC y más móviles con lector de huella digital,es verdad que Apple en el apartado de hardware lleva tiempo sin innovar pero si ha conseguido llevar el progreso tecnológico al gran público , aunque luego se atribuyan el mérito de estas innovaciones
    Es verdad que como cualquier teléfono,el iPhone no vale lo que cuesta pero ese giga de ram es bastante capaz ,como poseedor de un Motorola moto G te puedo asegurar que no he tenido ningún problema es ese apartado a pesar de tener android5.0.2 con su correspondiente fuga de ram,es verdad que las características del iPhone no se corresponden con su precio ,pero no puedes decir que un Giga de ram no cumpla su función
    Por ultimo te quería decir (no de forma despectiva) que no has tocado IOS desde hace tiempo, ya que el sistema operativo de la manzana mordida ha evolucionado bastante como con su nuevo código (swift) o su tecnología «metal» para aumentar el rendimiento de su gpu , y es que la personalización no es lo más importante,y es que Google a veces debería aprender de su gran competidor e incluir por ejemplo un gestor de podcasts propio
    Gracias por atenderme ,espero seguir discutiendo sobre este tema tan interesante que es la tecnología

    • el 12 mayo, 2015 a las 20:21
      Permalink

      Hola, me alegro de que te haya gustado el artículo! Gracias por tu comentario

      Estoy de acuerdo en algunas cosas que dices, sí, efectivamente un giga de RAM no es insuficiente. De hecho, el Moto G es un terminal que le ha puesto las cosas tremendamente difíciles a sus competidores por tener en un precio muy competitivo unas características muy buenas. Lo que pasa es que no puedes comparar el Hardware que trae un móvil que ronda los 180-220 € con uno de 600€ como es el iPhone. La crítica sería igual de dura si mañana fuera Samsung, HTC, Sony, OnePlus, Oppo, LG, Xiaomi… el que metiera un solo giga en un móvil de 600€. Míralo con otra perspectiva, yo no esperaría pagar 100.000€ por un coche utilitario, que será muy bueno, sí, pero por 100.000€ espero lujo y características de tope de gama, cosas que lo diferencien. Son estas cosas en las que falla Apple. Sí, iOS vuela, estamos de acuerdo, pero tener 1GB se nota al final en cosas como la multitarea tan restringida que tiene iOS.

      Por otro lado, dejé iOS hace 1 año cuando vendí mi iPad para comprarme una Surface Pro. Soy consciente de que Apple ha metido cambios, pero son cambios cara a desarrolladores, de la misma manera que podríamos decir que Android ha tenido optimizaciones por parte de Linaro, el triple buffer de Android 4.1, o el Dart que están planteándose, incluso la externalización del componente WebView a una aplicación de terceros. Apple hace muy bien en que hace al cliente partícipe de esto, pero al final, de cara al usuario final y salvo los iconos, no ha cambiado casi nada desde iOS 5, y si nos fijamos en los iconos, desde iOS 7. El asunto de Swift es un nuevo lenguaje de programación, que al final es necesario porque habiendo tocado algo de Objective C resulta tan extremadamente diferente a todo lo demás, y en algunos aspectos incluso obsoleto, te pondré un ejemplo, no sé si has programado alguna vez pero la mayoría de lenguajes tiene valores booleanos, es decir, falso o verdadero (true/false), al ser Objective C anterior a esto, los valores son YES y NO. Swift era más que un interés de Apple una necesidad. La tecnología Metal sí que la veo interesante, pero al final no es más que un SDK gráfico que habrá que ver cómo evoluciona.

      Estoy de acuerdo contigo en que hacen la tecnología más accesible, pero no es porque lo hagan mejor, simplemente saben publicidades más. Google Wallet existía desde antes, pero su publicidad fuera de EEUU ha sido prácticamente nula, por lo que casi no es conocido. Apple Pay no es más que «otro» Google Wallet, de la misma forma que lo es el reciente Samsung Pay (aunque este último trae una tecnología muy interesante para terminales de pago no nfc). El tema de las huellas sí es cierto que fueron de los primeros, pero no por I+D propio, simplemente compraron la compañía que lo estaba haciendo. Es el pan de cada día de las tecnológicas, estoy de acuerdo, pero no te llames «innovador» cuando todo lo que haces es ir por ahí comprando compañías externas.

      Espero que podamos seguir discutiendo 🙂

  • el 7 mayo, 2015 a las 17:36
    Permalink

    ¿Qué opináis?

Comentarios cerrados.