China: tú sí que vales

 

fotonoticia_20150218085933_790

Desde que Motorola presentó la primera generación del Moto G, a finales del 2013, el mundo de la telefonía ha evolucionado para conseguir teléfonos de calidad a bajo precio.

Aquí es donde entra el papel de China, ese país asiático que era conocido por crear clones de Smartphones de grandes empresas como Samsung o Apple, y que poco a poco gracias al I+D de sus  empresas como MI o Meizu han conseguido posicionarse como uno de los países con mejores teléfonos en sus filas, como puede ser el MI NOTE PRO o el MEIZU MX4.

El éxito de estos Smartphones no radica en una campaña de marketing impresionante como hacen las compañías occidentales, sino en su relación calidad/precio, los cuales montan las mismas especificaciones que sus hermanos del otro charco, pero con un precio infinitamente inferior (a veces se pueden hablar de una diferencia de 300€).

Nosotros no nos damos cuenta, pero es que estos móviles de los que presumen muchos, no cuestan ni la 1/2 de lo que han pagado, Apple por ejemplo nos “viola” con sus precios, ellos pagan 171€ por fabricarlo y luego nos lo «clavan» a  la friolera cantidad de 699€.

APPLE, EL DISEÑO BONITO NO ES SÓLO TUYO

Siempre que hablamos de diseño, tenemos que hablar de Apple, pero esta mala costumbre se está acabando y es que es un aspecto que las grandes compañías chinas están poniendo mucho hincapié. Él plástico ya es agua pasada, ahora cualquier compañía que se aprecie debe utilizar materiales Premium como el cristal o el aluminio.

La sociedad de hoy en día ha evolucionado, y ahora sabe que no es necesario hipotecar su casa para comprar lo último en tecnología, por lo que el dominio de estas grandes empresas se acabará dentro de poco.

 

Este articulo también se encuentra en  virtualizatech.tk, les recomendamos entrar para conocer más sobre tecnología, ciencia y curiosidades en generar.

 

Compartir:

Un comentario sobre “China: tú sí que vales

  • el 24 junio, 2015 a las 22:22
    Permalink

    Muy interesante. Impresiona la diferencia entre el precio de fabricación y el de venta.
    Les felicito por el blog también. Ánimo Eros y Daniel

Comentarios cerrados.